Campamento militar romano (Fuerte)

El campamento militar romano era un elemento esencial de las legiones y atestigua su capacidad logística y disciplina.
Con este fin, el campamento sirvió no sólo como punto de partida para las operaciones militares, sino también como depósito de suministros y refugio para la recreación. Más tarde, se construyeron fuertes sólidos y masivos alrededor de los cuales se formaron ramas enteras de la economía y los asentamientos, a partir de los cuales se desarrollaron las ciudades que aún existen hoy en día.

 

Necesidad de fuertes móviles:

Las legiones romanas fueron el ejército más moderno de su época, beneficiándose de la avanzada tecnología y logística de los romanos.

Ya a principios del Imperio Romano estaba claro que tenían que proteger a sus tropas contra las inclemencias del tiempo y contra los ataques durante los períodos de descanso para mantener constante su capacidad operativa y su moral. Con este fin, la estructura del campamento romano fue estrictamente estandarizada. Así que cada soldado sabía lo que tenía que hacer, cuándo y dónde montar y desmantelar el campamento. Este proceso sin comunicación fue un componente importante del éxito romano en sus primeras campañas.

 

Legionarios romanos construyendo un campamento militar

 

 

 

Los primeros fuertes:

El primer almacén ideal fue presentado e implementado por Polybios en el siglo II a.C. Este concepto estaba destinado a una doble región, caballería, aliados, tropas auxiliares y guardaespaldas, es decir, aproximadamente 18.600 soldados. Este campamento, rodeado de murallas y zanjas, medía 600 por 600 metros y tenía una puerta a cada lado. La puerta principal (Porta Praetoria) siempre estaba orientada hacia el enemigo para poder enviar rápidamente el mayor número posible de tropas en esta dirección.

 

Estructura de la fortaleza romana

Fortaleza romana; el lado superior se enfrenta al enemigo 1 Principia 2 Via Praetoria 3 Via Principalis 4 Porta Principalis Dextra (puerta derecha) 5 Porta Praetoria (puerta principal) 6 Porta Principalis Sinistra (puerta izquierda) 7 Porta Decumana (puerta de atrás) La carretera de Porta Decumana a Via Principalis es Via Decumana

 

"Campamento de Marcha a Polybios" de Mediatus

 

 

 

La segunda generación de fuertes:

El desarrollo de las legiones romanas progresó mucho en los siglos I y II. Esto afectó no sólo a su equipo sino también a su tamaño. Así que inevitablemente también los fuertes tuvieron que ser adaptados a las nuevas condiciones. Así se introdujo el nuevo tipo de unidad después del pseudo-higgin. Los nuevos campamentos, de 687 × 480 metros, eran algo más pequeños que los de la primera generación, pero debido a la mayor densidad de los edificios, tenían una mayor capacidad y podían albergar a 3 legiones, es decir, a casi 40.000 hombres. Los campos también estaban rodeados de murallas y zanjas y de nuevo tenían 4 puertas.

 

"Campamento de Marcha de Pseudo-Hygin" por Mediatus

 

 

 

De principios a mediados del período imperial:

Si una zona estaba ocupada militarmente o no se planificaban más campañas en la zona, las legiones romanas comenzaron a levantar campamentos para misiones más largas. Casi todos los campamentos, al igual que los campamentos móviles, consistían en edificios de madera y muros de tierra. Dependiendo de la importancia de la ubicación, los edificios de madera fueron reemplazados por edificios de piedra, generalmente el edificio del personal o el edificio residencial del comandante. En las regiones fronterizas, las empalizadas de madera se sustituyeron a menudo por refuerzos de piedra. Se hizo especial hincapié en los edificios expresivos de las puertas y en los edificios representativos del personal, cuyas dimensiones y arquitectura podían competir con las de las grandes ciudades.

 

 

 

Al final del Imperio Romano de Occidente:

Debido a la creciente presión sobre las fronteras romanas en el norte y el este de Europa Central, se reformó la defensa de las fronteras. Así, las tropas se retiraron a posiciones más fáciles de defender (sobre todo con la ayuda de obstáculos naturales como los ríos) y se construyeron nuevos fuertes, que ya no tenían mucho en común con los anteriores. Estos nuevos fuertes fueron construidos mucho más masivamente y se asemejaban a los castillos que siguieron más tarde. También eran más pequeños y se adaptaron a las tropas reducidas numéricamente.

 

 

 

Construcción de un fuerte:

Cada fortaleza fue construida de la misma manera debido a su uniformidad romana. Por lo tanto, había los siguientes edificios en cada fuerte:

- Protección
- Portones
- Edificio de personal
- Casa del comandante
- Pósito
- Letrinas
- Baños fuertes
- Hospedajes

 

Protección:

Los campamentos móviles y los primeros fuertes sólo estaban protegidos contra las influencias externas por una zanja con una posterior muralla de cercas tejidas y pilotes. Algunos campamentos también utilizaban las llamadas trampas "Lilia" para el área circundante. Estas trampas son pequeños agujeros, de unos 90 cm de profundidad, en los que se anclan al suelo pilotes puntiagudos y se cubren los agujeros con matorral. Especialmente por la noche, estas trampas eran difíciles de detectar.

Sólo más tarde, cuando los fuertes se construyeron como instalaciones militares permanentes, la defensa fue de piedra, ofreciendo así una protección mucho más eficaz.

 

Portones (Portae):

No se establecieron puertas en los primeros campamentos (campamentos de marcha). Esto sólo ocurrió a principios del período imperial, cuando los campos se construyeron durante un período de tiempo más largo. Debido a la estandarización romana de los fuertes, la estructura, orientación y nombres eran los mismos en todos los fuertes. Así, la puerta principal de Porta Praetoria siempre estaba orientada hacia el enemigo. La puerta trasera se llamaba Porta decumana y las puertas laterales se llamaban Porta principalis sinistra y Porta principalis dextra.

 

Intento de reconstrucción después de Dietwulf Baatz: Porta Praetoria en el fuerte Hesselbach, vista interior de la defensa C (entre 140 y 150 d.C.) con biseles en los dinteles de las puertas.

 

Edificio de personal (Principia):

Los edificios del personal eran el centro religioso y administrativo de casi todos los fuertes permanentes. Para enfatizar esta posición, el complejo de edificios normalmente se encontraba en la intersección del eje de la calle de un fuerte. Por esta razón, el edificio recibió a menudo el apodo de "edificio central".

 

Casa del comandante (Praetorium):

Durante las campañas y los campamentos de corta duración asociados, el Comandante de la Legión sólo vivía en una tienda de campaña. No fue hasta que los campamentos militares se convirtieron en sitios militares permanentes que la casa fue construida de madera y más tarde de piedra.

 

Pósito(Horreum):

Para abastecer a los soldados estacionados, casi todos los fuertes erigidos permanentemente tenían graneros. La mayoría de los graneros eran oblongos y rectangulares, de piedra, con fuertes paredes y suelos de madera. Estos edificios solían estar sostenidos por pilares de piedra o madera sobre el nivel del suelo.

 

Letrinas:

Con el fin de proteger a los soldados de enfermedades y epidemias, los romanos estaban especialmente interesados en integrar el ya muy avanzado sistema de instalaciones sanitarias y de eliminación de heces para mantener la higiene en el ejército. Mientras que los campamentos móviles sólo podían utilizar los llamados "rayos de trueno", los sitios permanentes ya estaban equipados con instalaciones sanitarias sofisticadas e instaladas de forma permanente.

 

Baños fuertes:

Para no tener que prescindir de los servicios de Roma, incluso en los rincones más remotos del Imperio Romano, había algunos de los grandes fuertes que tenían sus propios baños. Esto servía, por un lado, para relajar y fortalecer moralmente a las tropas, y por otro lado, por supuesto, también para mantener la higiene y el poder asociado de los soldados.

 

El pequeño baño militar en el fuerte Osterburken

 

Hospedajes:

En los alojamientos los soldados del grupo compartían diez veces una habitación que normalmente estaba equipada con una chimenea. Una sala contigua albergaba el equipo y posiblemente al personal no libre. Diez de esas habitaciones se organizaban normalmente en hilera. En la cabecera se encontraba el alojamiento del Centurión, de la Optio y de las otras filas que lideraban los grupos.

 

Dibujo de un cuartel de jinetes

 

Reconstrucción de los edificios del campo romano de Arbeia en Inglaterra (casa del comandante y cuartel)

 

 

Otros edificios:

Además de los edificios estándar de un fuerte, también podría haber otros edificios en él. Esto usualmente dependía de las tropas estacionadas y de las circunstancias. Los establos, un hospital militar y talleres también podrían estar ubicados en el fuerte. Incluso había algunos astilleros, ya que los legionarios no sólo eran responsables de las tareas militares, sino también de la infraestructura y la romanización de la zona circundante.

 

Reconstrucción de un fuerte de Alemania

 

 

 

Factor económico fuerte:

Como sabemos hoy por los cuarteles militares de las Fuerzas Armadas alemanas, los fuertes romanos de la época fueron también un factor económico importante en las regiones afectadas.

Beneficiándose no sólo de la misión militar de la legión, sino también del desarrollo de la infraestructura circundante, los primeros asentamientos se formaron alrededor de los fuertes, en los que no sólo los miembros de los legionarios, sino también muchos artesanos tenían su lugar. Forjas, fabricantes de cuero, comerciantes de alimentos e incluso alfareros se unieron a ellos junto a casas e incluso burdeles. Esto tenía la ventaja de que los soldados estacionados tenían sus suministros justo en la puerta y no tenían que importarlos desde muy lejos. A cambio, los legionarios apoyaron y promovieron el crecimiento económico de la región aportando sus salarios. Algunas regiones alrededor de los fuertes se hicieron tan grandes con el paso del tiempo que se desarrollaron ciudades que aún existen hoy en día. He aquí algunos ejemplos:

 

Nombre romano: El nombre de hoy: País:
Castrum Apulum Alba Lulia (Weißenburg) Rumania
Augusta Vindelicorum Augsburgo Alemania
Augusta Raurica Kaiseraugst Suiza
Bonnensia, Bonna Bonn Alemania
Aquincum Budapest Hungría
Arrabona Gyor Hungría
Castellum apud Confluentes Coblenza Alemania
Castra Mogontiacum Maguncia Alemania
Novaesium Neuss Alemania
Castra Batava / Boiotro Passau Alemania
Castra Regina Ratisbona Alemania
Rigomagus Remagen Alemania
Argentorate Estrasburgo Francia
Castra Ulcisia Szentendre Hungría
Biriciana Weißenburg en Baviera Alemania
Aquae Mattiacorum Wiesbaden Alemania
Veldidena Wilten, distrito de Innsbruck Austria
Vindobona Viena Austria
Vindonissa Windisch Suiza
Lauriacum Enns Austria
Favianis Mautern Austria
Carnuntum Bad Deutsch-Altenburg Austria
Civitas Vangionum / Borbetomagus Worms Alemania
Colonia Ulpia Traiana Xanten Alemania
Eboracum York Gran Bretaña
Singidunum Belgrado Serbia
Viminatium Kostolac Serbia
Nida Heddernheim, distrito de Fráncfort del Meno Alemania
Colonia Claudia Ara Agrippinensium Colonia Alemania

 

 

 

 

 

This post is also available in: deDeutsch (Alemán) enEnglish (Inglés) frFrançais (Francés) itItaliano (Italiano) zh-hans简体中文 (Chino simplificado) ruРусский (Ruso) arالعربية (Árabe)


Los comentarios están cerrados.

error: Content is protected !!